domingo, 30 de septiembre de 2012

Graffitis por el Realejo

El domingo de la semana pasada, lo tenía un poco libre. Por la mañana estuvieron mis padres y eso, pero sobre las 6 se fueron a Jaén, como cada domingo. No tenía muchos planes así que decidí tirar para el centro y pasear por algún sitio desconocido para mi por Granada.

Aunque lleve 11 años viviendo ya en Granada, es cierto que me queda mucha ciudad por conocer, y es que hay sitios por los que a penas si he pasado. Alguna vez por casualidad, pero poca cosa, puede que por lejanía o por falta de curiosidad o de tiempo, pero por alguna razón no lo he hecho :P.

Ese domingo le tocó al barrio del Realejo. Es cierto que no anduve mucho por allí, porque ahora como que me cuesta mas desplazarme, las distancias han aumentado bastante con la nueva localización del piso, pero yo sigo igual de andarina y de curiosa :P.

Prácticamente me paseé por la calle Molinos, la cuesta del progreso, y alguna bocacalle más pero poca cosa. En algún momento sé que llegaré a conocer esa zona, porque si que es cierto que está lleno de casas con encanto ^^.

Lo que más me llamó la atención es que durante el paseo, prácticamente todas las paredes tenían algún graffiti del Niño de las Pinturas. Se podría decir que la calle Molinos es un lienzo gigante para él :). ¿Y cómo sé que son del Niño de las Pinturas? Pues a parte de porque todos sus graffitis tienen un estilo bastante característico, todos estaban firmados por él :P. Así es fácil identificarlos.

Por suerte, esa tarde llevaba la cámara conmigo ^^, así que pude echarles algunas fotillos, sobretodo a los que más me gustaron. Puede ser que alguno de los graffitis no sean del Niño de las Pinturas, pero la mayoría si que lo son.


















Para mi gusto, esto le da un toque diferente a las calles de este barrio :).

No hay comentarios:

Publicar un comentario